Días de intenso calor, la ausencia de humedad en el ambiente y, la inconciencia de la gente son factores que continúan generando grandes focos de incendio en la ciudad; situación que se estaría volviendo insostenible para las compañías de Bomberos Voluntarios.

En las últimas horas se registraron casos de incendios en varios barrios de Encarnación, sumándose además el relleno sanitario municipal, incendios que lograron ser controlados nuevamente con la intervención de los bomberos.

“El esfuerzo de los bomberos es diario y permanente, debiendo de asistir a numerosos focos de incendio ocasionados por la quema de gente inconsciente que intenta destruir su basura con el fuego. Es importante que las personas entiendan de una vez por todas el daño irreparable que hacemos al ecosistema con estas acciones”, expresó Jorge Martin Secretario Ejecutivo del Consejo Local de Gestión y Reducción de Riesgos.

A pesar que en Encarnación existen más de 300 Bomberos Voluntarios, solo una tercera parte de ese número se encuentra en condiciones de poder combatir en el transcurso de la semana laboral, puesto a que los demás o parte de ellos puede hacerlo solamente los fines de semana.

El irresponsable manejo del fuego en condiciones climáticas actuales genera incendios que destruyen parte de la flora, ponen en peligro la fauna, y hasta la propia vida de otras personas.