El virus del Coronavirus (COVID 19) se expande a través de pequeñas gotas respiratorias (moco o saliva) imperceptibles al ojo humano, que se expulsa al hablar, al toser o estornudar. De esta manera el virus se disemina en el entorno, llegando a los objetos, superficies y personas que se hallan alrededor del enfermo.

Estas secreciones se adhieren a las manos al entrar en contacto con objetos y superficies contaminadas con el virus e ingresa al cuerpo al momento de tocarnos la nariz, los ojos o la boca, consideras puertas de entrada para el virus. De ahí la importancia de evitar tocarse la cara, no sin antes lavarse correctamente las manos, no pasar la mano o dar beso al saludar y desinfectar con frecuencia superficies y objetos que se tocan constantemente.

En caso de estornudar o toser se insta a cubrirse con el ángulo interno del codo, nunca con la mano, para evitar la dispersión de virus. En caso de utilizar pañuelo desechable, es recomendable eliminarlo en un basurero cerrado y seguidamente lavarse las manos. En caso de no contar con los elementos de higiene en el momento puede emplearse alcohol en gel.

Cabe recordar que la utilización de alcohol en gel no reemplaza al lavado de manos. Para aplicarse el alcohol en gel es importante que las manos se encuentren visiblemente limpias.