Tras 3 jornadas de intenso trabajo, iniciado el pasado fin de semana, jóvenes voluntarios culminaron con la pintura del puente que une los barrios San Pedro y Bernardino Caballero. La actividad fue desarrollada de manera conjunta con la Municipalidad de Encarnación con el fin de renovar y hermosear los espacios de nuestra ciudad.

“Esto demuestra que cuando hay voluntad y trabajo conjunto se pueden hacer pueden alcanzar grandes logros. Hoy, gracias a estos jóvenes voluntarios que hace dos semanas llevan trabajando este punto de nuestra ciudad tiene una nueva imagen. Espero se multipliquen por cientos estas iniciativas, que parecen pequeñas, pero en realidad nos hacen grandes”, destacó el Intendente Luis Yd.

La pintura de las paredes laterales internas del puente estuvo a cargo de la Dirección de Infraestructura Pública y Servicios de la Municipalidad atendiendo que es la zona de circulación de vehículos y por ende representó un trabajo más específico.