Arrojar basuras en la vía pública es una problemática que afecta, entre otros puntos, al taponamiento de alcantarillas, debido a los residuos que acarrean los raudales de agua en días de intensas lluvias.

La Dirección de Barrido y Recolección de Residuos de la Municipalidad de Encarnación realiza trabajo de limpieza y barrido en las calles del Microcentro, Feria Municipal, Circuito Comercial, y sector de los barrios San Roque y Pacu Cua, con 103 colaboradores del área.

“La solución real sería tener conciencia y ser un poco más educados en cuanto a arrojar basuras. Es muy importante que la ciudadanía comprenda acerca de los efectos que causan los desechos en la vía pública, es por eso que solicitamos el apoyo de todos para la correcta disposición final de sus residuos” manifestó el Director de Barrido y Recolección de Residuos Denis Gómez.

El arrastre de basuras, tierras y piedras provoca el mayor porcentaje de problemas de obstrucción del sistema de alcantarillado, produciendo inundaciones a nivel de superficie.