Para fortalecer la protección de los funcionarios del Cementerio Municipal, la Diócesis de Encarnación entregó equipos de bioseguridad consistente en 20 mamelucos impermeables, 10 protectores faciales, y 50 tapabocas.

“Agradecemos a la Diócesis por la donación de los equipos de protección, que si bien todos los funcionarios del Campo Santo cuentan con los insumos de bioseguridad, esto nos ayudará a contar con refuerzos en caso de ser requeridos. Esta situación que nos atraviesa hoy, nos invita a mantener la unión y el compromiso de luchar por la salud de todos y todas”, manifestó Carmina Benítez Directora de Talento Humano de la Municipalidad.

Los equipamientos, junto a las buenas prácticas de higiene, permiten a los trabajadores del Cementerio trabajar en el nivel de bioseguridad necesario.