Eliminemos los “lugares basura”, en espacios públicos

Según lo establece el Artículo 24 de la Ordenanza Municipal N° 113/84 (Por la que se reglamenta el servicio de aseo urbano domiciliario de la Ciudad de Encarnación), está prohibido arrojar o depositar basuras en la vía pública, paseos públicos, terrenos baldíos, cualquier clase de basuras, residuos, escombro, estiércol, tierra, papeles, latas y toda clase de desperdicios.

Los infractores de la presente ordenanza serán penados de la siguiente manera:

  1. Por primera vez con apercibimiento o notificación
  2. Por segunda vez con multa de 5 jornales mínimos
  3. Reincidencias; multa equivalente a 10 jornales mínimos.

El manejo inadecuado de estas basuras, crea olores desagradables, riesgos para la salud pública, molestias y problemas estéticos.

La participación de la ciudadanía en general, es un elemento clave para asegurar implementación de un programa de concienciación y reciclaje de residuos sólidos urbanos como alternativa para minimizar el impacto que estos producen en el medio ambiente.